Brancaleone - Otra pobre sirena de laguna (Letras)

 

 

su culito en el pueblo,

ese campeón de gimnasio,

que puede reinar bien

un par de metros cuadrados

llega siempre a la hora de llegar

no sale a perder la luna

contemplando ni sintiendo

se acomoda y brinda sin tomar

y arma ceremoniosa la trampa,

su hechizo la vuelve invisible

para esos ojos que sucumben

a magias de pocos kilates

y en el bar dueño de la noche…

ahí ta, la vara, la caja y la soga

y un final de capilla

para el pobre vida hecha

que se siente en esa silla

habrá pibes para afiches de coniglio

en el asiento de atrás de su van

y después la sombra de una pibita nueva

entre las piernas de su man

siempre por negar que existe el mar…

 

Categorías: Letras