Fotos de Jessica Vispo.

La banda de indie pop rock de Buenos Aires visitó la ciudad con los locales de Vita Set como invitados para abrir el show. Con todos los protocolos necesarios para safar del Covid-19, los recitales en vivo están volviendo y con ellos, el disfrute.





El Teatro Ópera de La Plata tiene una entrada ancha con una cinta y las puertas abiertas permiten ver que adentro a las 20:15 del sábado, todavía se están preparando cosas para el show. Hay personas afuera haciendo cola para entrar, no más de 30. El lugar no tenía mesas ni sillas antes de 2020. Ahora además de eso tienen un límite de personas adentro. Un hombre de la seguridad del lugar le dice a la gente que entra que no se queden paradxs para que no haya aglutinamiento, que elijan una de las mesas numeradas y se queden ahí sentadxs. Las mesas tienen códigos QR para descargar el menú del lugar en el celular, algo que ya es habitual y protocolar en todos los bares, restaurantes, etc. El escenario ya está listo; frente al mismo, las dos barras, de las cuales solo la de la derecha funciona para pedir bebida y empanadas para comer.





A las 20:40 arranca Vita Set. Tato Urbiztondo, cantante y guitarra rítmica del grupo está con un smoking blanco, sus rizos rubios recuerdan al pibe valderrama y a Lorenzo Ferro en la película sobre el Ángel Robledo Puch. Sus movimientos sutiles y glamurosos transmiten una parada segura y vistosa: mueve los brazos al ritmo de la canción y con la intensidad que va marcando la voz. Comienzan con “Si no hay con quien bailar”, uno de los hitazos de la banda de indie pop platense, (es segundo con más cantidad de reproducciones en el Spotify del conjunto). En este tema el riff de sintetizador es profundamente pegadizo y conmovedor. En el bajo Manu Álvarez no pierde la concentración y marca junto a Santi Hernandez “la batuta rítmica” del conjunto. Luego suenan los temas “En movimiento”, sencillo de 2019 y “Qué haces”, del disco “La edad de oro” (2018).





Las canciones de Vita Set son una reivindicación del disfrute y el placer de la generación nacida a finales de los 80 y los 90, cuando Virus ya era un exponente de este estilo de rock nacional y Soda Stereo lo exportaba a todo Latinoamérica. El tema que suena a continuación, Affaire de colección , es inédito En el cuarto tema, “Entre líneas” las guitarras quedan a un lado y Tato junto a Franco Armisen en la primera guitarra, deslumbran con sus cantos en pregunta y respuesta; los coros de Santi Hernández en la batería dan un color particular al estribillo.





Antes del quinto tema, Tato anuncia que el 11 de marzo habrá un nuevo show de Vita set en Pura Vida, tras lo cual presenta a Antonia Navarro, para cantar el último single que la banda lanzó junto a ella: “Romance de verano”. Tato y Anto parecen hermanites que juegan: por cómo se divierten arriba del escenario, por el parecido de sus cabelleras, por cómo coordinan sus movimientos al cantar; por cómo se meten en los personajes de la canción que interpretan. “No te quiero perder y te hablo otra vez para vernos fingir por internet”, dice un fragmento de la canción, ilustrando prácticamente una época. Antonia agradece y se retira del escenario y la banda agradece la invitación de sus pares 1915 para abrir el show. Cierran con “Anoche”, tema en el cual los juegos de luces azules, rojos y celestes se coordinan con los ritmos de la batería y el bajo. La banda agradece y se retira aplaudida, tras lo cual se cierra el telón para preparar lo que se viene.





A las 21:45 se apagan las luces y se abre el telón, los 1915 ya están arriba con los instrumentos y abren el recital con “Merienda”. Cruz Hunkeler, cantante y guitarrista rítmico, tiene una campera de cuero negra que transmite calor de solo verla, aunque a él no parece importarle, anteojos oscuros y una stratocaster negra con la cual hará disfrutar el recital con sus acordes y riffs. Enganchado viene el tema “Prisma”, una linda canción para relajar y extasiarse a la vez. Alejo Freixas, bajista de pelo lacio largo y barba tupida, está del lado derecho del escenario y viste una musculosa blanca (evidentemente él si tiene calor); detrás de todos, Jeremías Alegre en la batería maneja los hilos rítmicos; y a la izquierda, Federico Penzotti maneja, inmutable, las texturas armónicas con los sintetizadores y teclados. Detrás de Fede, en la primera guitarra está Nano Cantari. El tema que sigue es “Invencible”. El estribillo es repetitivo y pegadizo: “Quiero estar cerca de vos, sigo estando lejos"; y su riff furioso nos termina de levantar de los asientos sin pararnos. Con "Extranjero" el público se copa y, ante el pedido de Cruz, empieza a hacer palmas. En Extasis, la fusión de esos teclados hipnóticos con los riff furiosos de guitarra y sintetizador son un deleite.





Fermín Echeveste en la trompeta, es el protagonista de la canción "Olas", la cual grabaron junto al conjunto Morbo y mambo (del cual Fer forma parte) para el disco Bandera. El tema transmite tranquilidad y destellos de placer con un ritmo que fusiona el reggae con arreglos jazzeros de teclado, trompeta y batería. Cruz invita al público a que sea parte del coro del final, y nosotres nos enchufamos de inmediato. Uno de sus temas más poderosos es “El enemigo”, el cual cuenta a modo de intervención con un fragmento de un testimonio de las Madres de Plaza de Mayo durante la dictadura. “Nosotros queremos saber dónde están nuestros hijos, vivos o muertos. No sabemos si tienen frío, si tienen hambre. ¡No sabemos nada!”, denunciaba una de las mujeres con pañuelo blanco en la cabeza frente a las cámaras de los medios internacionales que habían venido a cubrir el Mundial de Fútbol de 1978. En la canción además de la letra, que dialoga con este recorte de audio, destaca también su potente estribillo y un momento de improvisación con los instrumentos en el medio, el cual también transmite energía y potencia, además de confirmarnos el enorme potencial y talento musical de la banda. Cuando empieza a escucharse la voz de la Madre de Plaza de Mayo, los pibes arriba del escenario alzan su puño izquierdo y la piel se eriza de la emoción. Estallan los aplausos y los gritos. La memoria, la verdad y la justicia se transformaron en arte y se hicieron carne en la gente de a pie. La canción Sur también destaca por sus superlativos arreglos de trompeta; y en Omm, la banda saca a relucir su spinettamanía tanto en los arreglos instrumentales y las texturas como en la forma de cantar y de hacer coros. Esto claro, sin perder su propia identidad.






“Ahora vamos a tocar una canción sobre una mujer que es artista y está en el exilio por obligación Y su forma de acercarse a la gente es como nosotros con el arte, pintando cuadros". Dice cruz, pero aclara por las dudas, con buena onda claro: " Igual ustedes interpreten lo que se les cante el orto". Risas. Empieza a sonar el tema Balsa, cuyo chorus de guitarra es hipnótico y subidas y bajadas en la intensidad logran un singular efecto conmovedor. “Ella es la hija del naufragio” dice el estribillo. Hermoso y colorido. En la primera guitarra esta Nano Cantari, quien destaca La noche iba a tener otro invitado especial: así como Vita set tuvo a Antonia Navarro, la banda presenta a Lucio Consolo de Peces Raros. Cuando lo presenta, Cruz proclama "Aguante peces raros". Juntos interpretan el tema Llamando. La voz aguda y sutil de Lucio le da al tema un color particular.





Con Paranoico, la noche se vuelve íntima, ya que la banda toda se retira del escenario a excepción de Cruz, que queda solo con una guitarra frente al micrófono. Una canción para conmoverse y disfrutar sentadx. Luego, la banda vuelve para interpretar No les creo. El recital cierra con dos temas que casi nunca faltan en los recitales de la banda: Los años futuros, que le da título al disco de 2020; y Policía, temazo que el público pidió a gritos y ante lo cual los pibes bromearon “Eeeh, quien filtró la lista de temas”. Con Policía la cosa revienta: en el estribillo todos en el escenario (menos Cruz que tiene que cantar y el batero porque está sentado) saltan con sus instrumentos mientras tocan. Antes de darle un cierre al tema, hacen la gran Freddy Mercury y piden a la gente presente que hagan un ping pong de canto con ellos. Se nota que les encanta la interacción con el público en vivo. A nosotrxs nos encanta ver música en vivo, y más si son bandas como las que se presentaron esta noche.





Lista de temas de Vita Set:

Si no hay con quien bailar
En movimiento
Qué haces
Affaire de colección
Entre líneas
Romance de fin de semana
Anoche

Lista de temas de 1915:
Merienda
Prisma
Invencible
Éxtasis
Extranjero
Olas
El enemigo
Sur
Omm
Balsa
Llamando
Paranoico
No les creo
Los años futuros
Policía


Categorías: Crónicas Notas Fotos